El Calvo Sotelo saca un punto en casa del Atlético Ibañés

El Atlético Ibañés recibía al Calvo Sotelo Puertollano en el Estadio Municipal de Casas-Ibáñez. En un encuentro en el que los dos equipos contaron con ocasiones y los visitantes no se amedrentaron fuera de casa, el resultado final fue de 1-1.

El partido comenzó con poco ritmo. Los dos equipos se mostraron respeto en los primeros instantes de forma que ninguna de las áreas sufría peligro. Pasados unos primeros minutos, las ocasiones se sucedían pero sin mucho peligro para los guardametas. Los visitantes se volcaron más en ataque que su rival. Fruto de esta estrategia llegaba el tanto del Calvo Sotelo. En el minuto 26 era Ribalta quien conseguía batir a Álvaro para poner el 0-1 en el marcador. El Atlético Ibañés no supo sobreponerse al gol y a pesar de que intentaron igualar el resultado, el conjunto industrial supo hacerse con el control del juego y defender su ventaja. De esta forma, los de Darío Martín conservaron su ventaja hasta el descanso.

En el segundo tiempo, los jugadores locales se volcaron en ataque en busca del empate. El club minero resistía en defensa hasta que en el minuto 66 el árbitro señalaba pena máxima en su contra. El Atlético Ibañés aprovechó la oportunidad y transformó el penalti para poner las tablas en el electrónico. El conjunto dirigido por Darío Martín no se daba por vencido y, no satisfecho con el empate, buscaba su segundo gol. Domenech pudo anotar de falta directa en el 75′ de juego pero el disparo salió rozando el palo. El conjunto visitante intentó llevarse los tres puntos en el tramo final del partido pero les faltó puntería. Ya en el descuento, la polémica se desató por un posible penalti a Iván Limón. El árbitro consideró que no era penalti y el partido terminó con empate a uno.

Concluía así un encuentro en el que el conjunto dirigido por Darío Martín intentó por todos los medios llevarse la victoria. De nuevo la pena máxima privó al Calvo Sotelo de una recompensa mayor y los mineros salen de Casas-Ibáñez con un punto en el bolsillo.

 

Fuente imagen: Calvo Sotelo Puertollano.

Dejar respuesta

Please enter your comment!

Please enter your name here