Pilar Ballesteros: un ejemplo y motor para la LNFS

Foto: Aurelio Calatrava (ACP-FSV)
Muchas son las mujeres que han formado parte de la historia de la Liga Nacional de Fútbol Sala y sus clubes a lo largo de sus 30 años de existencia. Todas ellas han contribuido y contribuyen con su trabajo diario en la profesionalización y el engrandecimiento del Fútbol Sala desde sus inicios para conseguir un crecimiento de la LNFS y convertirla en el modelo a seguir a nivel mundial. Son muchas, pero para celebrar el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, hemos tomado una muestra de algunas de estas mujeres que trabajan en diferentes parcelas de los clubes de la LNFS.
La ONU decretó en 1975 el 8 de marzo como el Día Internacional de la Mujer Trabajadora; una jornada para reivindicar igualdad de derecho y oportunidades entre mujeres y hombres. A través del deporte, las mujeres han ido encontrando su espacio para desarrollar su actividad laboral y generar nuevos referentes para la generaciones vinientes.
En la actualidad la LNFS cuenta con numerosas mujeres que trabajan en diferentes sectores dentro de los clubes, desempeñando su labor tras muchos años incorporadas al mundo laboral y compaginando la vida personal con la profesional. La Junta Directiva de la LNFS cuenta en su composición con dos mujeres: Patricia García de Irefrank Elche y Pilar Ballesteros, gerente del Viña Albali Valdepeñas, ambas piezas clave en sus respectivos clubes.
El Viña Albali Valdepeñas se ha convertido en el equipo revelación en su segunda temporada en Primera División y flamante finalista de la Copa de España en su debut. Momentos de gloria, pero un largo camino recorrido desde su fundación en 2002 de la mano de Pilar Ballesteros, junto a su marido y presidente de la entidad vinatera, Luis Palencia. Un tándem perfecto en los despachos desde donde Pilar prefiere permanecer en la sombra, gestionando el club con un control absoluto sobre cualquier parcela y compaginando esta pasión con su trabajo en el ayuntamiento. “Me gusta tenerlo todo bajo control y es mi manera de entender este trabajo. Tenemos unas líneas estratégicas, unos principios y unos valores, y velo para que se cumplan. Junto a esto, mantener los pies en el suelo, ha contribuido a este gran momento deportivo que estamos viviendo”.
Tras 18 años en el club, Pilar es el cerebro del club, y defiende que “aquí todos somos iguales sin diferencias de género y este es un proyecto de todos por igual”. A pesar de su gran dedicación, “si jugamos fuera viajo y si es en casa tengo que organizar el partido. También dedico tiempo a las categoría inferiores y la escuela deportiva, pero trato de compaginar la vida familiar”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!

Please enter your name here